sábado, abril 09, 2005

Primavera

Los árboles de Baltimore están llenos de flores. ¡Ha llegado la Primavera! El Dr. H me ha escrito. Dice que aún necesita tiempo -dos o tres semanas más- para decidir lo del doctorado. Eso prolonga mi agónica espera, de manera que ahora sólo sabré si me voy a Leiden definitivamente cuando regrese de la América del sur.

A propósito, estoy haciendo las maletas para Chile y Bogotá. La emoción es grande: estar en los telescopios de ESO y luego ver a mi familia y a mis amigos va a hacerme muy feliz. El vuelo a Santiago es el lunes en la noche. Serán 9 horas y media entre Atlanta y la capital chilena, volando sobre los Andes en la oscuridad. Luego un par de días en Santiago, haciendo turismo y visitando un par de lugares que me han recomendado unos amigos chilenos (un café con piernas es una de las recomendaciones). Al tercer día, vuelo a La Serena, donde unos buses del European Southern Observatory nos recogerán para llevarnos a la montaña, a los telescopios.

Serán tres noches de observación, durmiendo en el día, trabajando en la oscuridad bajo el cielo increíble del desierto de Atacama. Luego de terminar las observaciones, que he estado planeando cuidadosamente en los últimos días, regreso a Santiago para un par de días más de turismo y luego, Bogotá.

Numerosas son las cosas que tendré que hacer en la capital de Colombia, pero lo que más anhelo es ver a mi familia, y reunirme con mis amigos en la estruendosa parranda que ellos están organizando. Pero también tendré que dar una charla sobre mi tesis, firmar mi matrícula, visitar a mis abuelos, tomar café con Ana Begins, visitar a un par de amigos y hacer de nuevo las maletas para Baltimore.

En fin, por ahora, disfrutaré del excelente tiempo que hace en Baltimore.

2 comentarios:

Mel dijo...

Hola Señor,

Pásatelo bien en Chile y Colombia. Quiero ver muchas fotos de La Silla por supuesto. Por favor, no disfrutas demasiado en el café con piernas para que no te olvidas a ir al telescopio. Recuerda Inga que ponga su esponja. ;-)

Juanita dijo...

Pues bien, al fin volverás a estas tierras, a América del Sur...

Por lo que cuentas vas a tener una apretada agenda, no solo en Chile, sino también en Bogotá. Suena bastante divertido lo del café con piernas (¿?) y más aún las observaciones que vas a hacer ...

Cuidate mucho, nos vemos en 9 días!!!